Los Juegos típicos de los jóvenes del Siglo XX en la Isla de Margarita


En la Margarita de los tiempos viejos, los juegos tenían sus reservaciones. Para las niñitas, muñecas y para los niñitos muñecos.

Ver a una hembrita con un pobre muñequito de palo y a un varoncito con una desmanejada muñequita de trapo. «era para salir corriendo», porque se creía «a pies juntillas» que por ese solo hecho, aquellas se transformarían en «marimachos» o «machotas» y estos en «mariquitos» o «amanerados»; como si esos tristes jugueticos hubieran tenido alguna influencia mágica que incidiera en la transformación de los sexos.

Pero todo no quedaba allí, cuando los inocenticos iban creciendo, a las hembritas les recomendaban practicar los quehaceres domésticos; como pilar, moler, lavar, planchar, hacer comidas, bordar, tejer y rejillar y les autorizaban a jugar «la vieja», «la coca», «la semana» y «matarile», mientras que a  los varoncitos les permitían montar voladores, trepar a burros de palo, jugar pichas, paraparas, trompos, perinolas, fardo, cucambé, talión, gallos de tusa y de chigüichigüe y les insinuaban llevar a cabo los trabajos correspondientes a sus mayores como limpiar tierra, sembrar, deshierbar, pescar, navegar y criar ganado mayor o menor; es decir, cada sexo con sus juegos y sus oficios.

Solamente los juegos de «sepeserepe», «la pava loca», «el tamboré», «la ronda», «la candelita», «la balasentá» «el tiribiribirón», «el zapizapato», «el perinduñe», «la cañabereca"  y «el negro-negrito», eran aceptados para ambos sexos. Todas estas cosas no se limitaban únicamente a la niñez, entre los adultos sucedía lo mismo. Con las barajas españolas los juegos de «truco» y «talla» eran considerados de machos y los de «ronda» y «florecer» de hembras.

Mientras que le «cargalaburra» y «sieteimedia» estaban destinados a ambos sexos. Igualmente sucedía con el dominó, que era juego considerado de varones, permitiéndole a las hembras utilizarlo únicamente en el «cruzadito», y el «dado corrido» que solían usarlos las mujeres solamente en las rifas. En el juego de lotería de fichas era donde no había discriminaciones pudiéndose sentar «desde que el mundo es mundo», hembras y varones, «sin protestas y sin reparos» a cantar «fichas, ambos, ternos, puntas y loterías».

José Joaquín Salazar Franco (Cheguaco) - Usos y costumbres Tradicionales en Margarita - 1986
Imagen inicial de: Fotografías y Videos (Antiguas/Viejas) de las Islas de Margarita, Coche y Cubagua.

¡Comparte nuestra cultura y tradiciones!

¡Síguenos en Facebook!
Comparte en Google Plus

loading...
Sobre Bendito Ocio

Somos un equipo de redacción de contenidos web.
    Blogger Comentarios
    Facebook Comentarios

0 comentarios:

Publicar un comentario